El Arzobispo de Salta pidió disculpas por el caso del cura que abandonó a su hija biológica

El arzobispo de Salta, Mario Antonio Cargnello, pidió disculpas luego de que una joven, Agustina Gamboa, denunciara que su padre biológico es un reconocido sacerdote de la provincia norteña, a quien no ve hace cuatro años.”Pido humildemente perdón a Dios, nuestro Señor y atodos los hermanos por el dolor causado por la noticia, el escándalo que la misma suscita y el daño que los hecho han provocado”, indicó en un comunicado.El sacerdote Carlos Gamboa (Gentilez El Tribuno)El cura acusado se llama Carlos Gamboa. Agustina nació en mayo de 2000 y fue anotada con el apellido de su madre, porque el sacerdote no quiso hacerse cargo. Fue reconocida dos años después, tras una decisión judicial. Pero ella recién conoció a su padre biológico a los 7 años. Lo vio pocas veces y hace 4 años que no se reúne con él.Al respecto, el arzobispo señaló que es su “deseo y propósito, restañar las heridas causadas” a la joven y aclaró que está “abocado al estudio de lo manifestado por la señorita Gamboa Arias para conocer todos los hechos”.Agustina Gamboa tiene 18 años.”Entregaré al Señor Promotor de Justicia de la Arquidiócesis todos los datos que dispongo para que sean analizados a la luz del ordenamiento canónico vigente”, aclaró.”Les ruego que acepten mi compromiso de trabajar por la santificación de los sacerdotes y el servicio a todo el Pueblo de Dios que peregrina en Salta. recemos por todos los afectados por esta situación, recen por los sacerdotes y por mí, para que nos dejemos convertir por el Señor”, concluyó.SEGUÍ LEYENDO:”Mi papá es cura, me abandonó y ahora lo escucho hablar de cuidar ‘las dos vidas'”

Fuente

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *