Los 80 años del Monumental: búsquedas, sueños y realidades

Es difícil imaginarse la Ciudad de Buenos Aires sin el estadio Monumental, que está cumpliendo 80 años de su inauguración. No había nada y ahora hay un gigante. En un lugar que era inhóspito, se proyectó un escenario para tenerlo listo antes de junio de 1938, fecha prevista para el tercer mundial de fútbol, y que recién logró ese cometido 40 años después. Así cubrió la revista La Cancha la inauguración del Monumental, el 26 de mayo de 1938.La dirigencia de River de comienzos de la década del 20 fue la decidió la mudanza de la Boca a Palermo. Al menos de la cancha, que se instaló en Alvear (hoy Libertadores) y Tagle. Y los dirigentes millonarios de los inicios de la década del 30 sabían que debían buscar otro lugar porque la concesión municipal vencía en 1937. El lugar debía ser amplio porque allí se levantaría un gran estadio. En la búsqueda, les ofrecieron casi diez terrenos en Capital Federal, entre ellos, un amplio terreno en Retiro, donde hoy se levanta el Sheraton. Sin embargo, conformó un terreno en Belgrano, bastante inundable por la cercanía al Río de la Plata, que fines del siglo XIX funcionaba un Hipódromo. Mucho tuvo que ver la idea visionaria de Antonio Liberti. Para 1934 las negociaciones estaban avanzadas. El club consiguió un préstamo del Banco Hipotecario Nacional para la compra de cinco hectáreas y la Municipalidad le dona otras 3,5. En plena década infame, la del fraude patriótico, para el gobierno conservador de Agustín Justo era una buena señal congraciarse con las masas populares. Por eso unos años después también Boca recibió un préstamo blando para construir La Bombonera. Para fin de año se firmó el boleto de compraventa y el 25 de mayo de 1935 se colocó la piedra fundamente en un espacio desértico. El 25 de septiembre de 1936 comenzó su construcción, el 25 de mayo de 1938 se realizó la fiesta inaugural y al día siguiente se jugó el primer partido, un amistoso ante Peñarol, que ganó River 3-1. Fue un estreno Monumental.Mirá también De la A a la Z, las 117 figuras más destacadas de los 117 años de RiverMientras River proyectaba la construcción de su estadio, los dirigentes de la nueva AFA, creada el 3 de noviembre de 1934 por la fusión de la Ligar Argentina de Football y la Asociación Amateurs de Football, intentaron que Argentina sea el organizador del Mundial de 1938. Un estadio con capacidad para 100 mil espectadores, como el Centenario de Montevideo inaugurado en 1930, sería el escenario ideal. El 13 de agosto de 1936, en el congreso de la FIFA en Berlín, Argentina perdió la votación con Francia por 19 votos a 3 (la Alemania de Hitler apenas logró uno). El contraste no detuvo los sueños de grandeza. No fue en 1938 pero sí en 1978, el Monumental fue la sede principal del Mundial. Argentina se consagró campeón del mundo en el Monumental, en 1978. Mario Alberto Kempes, goleador.Pero el 26 de mayo el Monumental estaba deslumbrante y desbordante. “La inauguración oficial del Monumental Estadio riverplatense volcó en Belgrano una verdadera muchedumbre que pudo calcularse en más de cien mil personas, las que, a la hora de comenzar el espectáculo, se hallaba cómodamente instalada en las graderías y plateas”, describe la revista Río de la Plata. Antes del partido con Peñarol, aparecieron en el campo de juego los Bomberos Voluntarios de la Boca; detrás de ellos, la comisión del departamento físico; los fundadores, llevando una bandera de quince metros; luego los jugadores profesionales, los equipos de la reserva y cuarta división especial; tres equipos de cuarta división, dos equipos de quinta y uno de sexta categoría, todos vestidos con pantalón negro y casaca con banda roja. Después, deportistas de todas las actividades del club. El atleta Ignacio Ovejero ingresó con la antorcha olímpica, seguido de 100 atletas. Arturo Goyeneche, intendente municipal de entonces, dio el puntapié inicial. Cuando se jugaban 30 minutos, el partido se paró para hacer un minuto de silencio en memoria de los directivos, asociados y atletas fallecidos.El encuentro fue anécdota. Ganó River 3-1 y el primer gol lo marcó, a los 17 minutos, un símbolo del club: Carlos Peucelle. También anotaron Bernabé Ferreyra y José Manuel Moreno. El primer partido oficial se jugó el 29 de mayo, hubo 80.000 personas, fue récord de recaudación para el profesionalismo y River perdió 4-2 con Independiente.El estadio fue construido por los arquitectos José Aslan y Héctor Ezcurra, que ganaron el concurso público utilizado por el club. Dejaron constancia en un informe que trabajaron sobre 13 hectáreas (84.300 m2 propiedad de River y 68.980 m2, de la municipalidad). Para rellenar el estadio se utilizaron 105.000 m3 de tierra y 155.000 m3 para el relleno del campo de deportes. El volumen en hormigón armado total fue de 26.000 m2 (8.500 tn de cemento, 2.700 tn de hierro, 15.000 m3 de arena, 14.500 de canto rodado y 350.000 m2 de encofrado de madera). En 1958, tras la venta de Enrique Omar Sívori a Italia, se construyó una nueva tribuna y el estadio dejó de tener forma de herradura. Ya en 1977 fue remodelado para ser la sede de la inauguración y la final del Mundial 78.Mirá también El día de furia de Bernabé Ferreyra tras quedar afuera de la lista del Mundial de 1930Mirá también Boca, River y Racing, hoy de Copas, ayer en construcciones

Fuente

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *