El hijo del matrimonio asesinado en Flores y la peor sospecha

Raúl Gianelli tiene 42 años y está con miedo. El lunes le avisaron por teléfono que sus padres fueron asesinados a puñaladas en su casa de la calle Morón 2719, en Flores. Se tomó un avión desde Washington, adonde vive con su familia, y hoy declaró ante la Justicia. Esta tarde habló con el canal TN, de espaldas, porque teme por su vida. Mirá también Ropa con manchas lavadas y una filmación, las pistas clave de un doble crimen ferozSu hermana, María Rosa (43), está bajo sospecha por el homicidio junto a su esposa, María Menacho (49). “Mi hermana es hipoacúsica, pero también tiene un retraso madurativo y es muy fácilmente manipulable”, sostuvo el hombre, quien centró sus sospechas en la pareja de su familiar.”También es hipoacúsica, pero no creo que tenga retraso madurativo, estuvo casada durante 25 años, tiene hijos, tiene nietos”, señaló. Y contó que su madre, Ilda Lubin (72), estaba “preocupada por mi hermana desde que está con esta mujer, y de la relación”. Su padre, Orlando Gianelli (79), estaba postrado a raíz de un ACV.María Rosa Gianelli y su esposa, María Menacho, bajo sospecha por el crimen del matrimonio de jubilados en Flores.Al respecto, contó que “el entorno de esta mujer no les gustaba, era un vínculo por interés de esta mujer, quería ir a vivir con mis padres, y mis padres se opusieron a ello, no a la relación, sí a la explotación de esta mujer”.Raúl reveló que su hermana le mandó mensajes para que lo fuera a ver al hotel familiar donde vive con su esposa, pero que él se negó. “No tengo ganas de ir a ese lugar porque no sé si alguien en ese espacio podría llegar a esta involucrado, y yo no quiero exponerme a nada”, explicó.En ese lugar, la Policía secuestró ropa con manchas lavadas, que se investiga si se trata de sangre humana. Cargando video… “Estoy seguro que mi mamá ofreció resistencia, mientras que mi padre no se podía mantener parado solo, no podía ni caminar, usaba andador pero solo podía dar un par de pasos”, expresó. Mirá también La hija del matrimonio asesinado en Flores apuntó contra una empleadaSegún la autopsia, Lubin recibió 69 puñaladas y se defendió del ataque. Su marido, 4, aunque no pudo hacer nada por su discapacidad. En las últimas horas trascendió la declaración de la hija del matrimonio, quien deslizó sus sospechas sobre una empleada doméstica.Sin embargo, para su hermano Raúl esto es poco probable. “Yo la conocía, no sé, es otra pista, pero lo dudo, no lo veo”, sostuvo.

Fuente

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *